Este entretenido juego que nos presenta Hasbro trae consigo un sinfin de diversión para aquellos que les guste la música, y es notorio que a la mayoría nos gusta, sobre todo al sector juvenil que vive atrapado en una melodía cotidiana. Dropmix es un concepto divertido. Creado por Harmonix (Rock Band) en colaboración con Hasbro, Dropmix trata de amalgamar los mejor de 2 mundos: funciona perfectamente como un divertido juego para hasta 4 jugadores o como una novedosa herramienta musical.

Explicar el juego en sí, resulta un poco complicado, sin embargo al comenzar a jugarlo captarás rápidamente el objetivo del mismo, a la vez que generar música a la par de crear tu estrategia de cartas, da ese toque de fiesta que no se ve en muchos juegos.

Funcionamiento del juego

El paquete inicial contiene 4 mazos de cartas que representan géneros musicales (Pop, Rock, etc.). Incluso es posible comprar cartas adicionales para aumentar tu repertorio de Dropmix. Las cartas tienen un color y un número. El color representa una parte del track de una canción (Guitarras, bajos, batería o vocales) y el número les da un valor. El tablero está dividido en dichos colores, y al jugar la carta, obtienes los puntos de su valor. Para que el otro jugador pueda usar esa casilla, deberá jugar una carta con un valor más alto. Parece sencillo, pero balancear qué cartas y de qué valores jugarás es donde el juego se pone bueno. También existen cartas comodín y cartas de efecto, que te dan “poderes” como jugar cartas adicionales.

El concepto en sí es sencillo, cada tarjeta de DropMix es el cuerpo de una canción, por ejemplo, la voz de 'Ms.Jackson ', la batería de' It's Tricky 'o las cuerdas de' Call Me Maybe'. Colocalo en una de las cinco máquinas tragamonedas del tablero de juego, y un dispositivo conectado por Bluetooth con la aplicación gratuita DropMix comenzará a jugar esa base. Agrega otra tarjeta y los dos cuerpos se unirán, haciendo coincidir automáticamente su clave y tiempo.

Es un sistema muy ordenado: las tarjetas con chip NFC responden al ser colocadas en el tablero casi al instante y, el juego siempre sabe qué tarjeta está en la parte superior de una pila, lo que significa que no es necesario quitar los cuerpos para colocar nuevos. Agrega hasta cinco temas y habrás creado una canción completa, perfectamente sincronizada, lo suficientemente buena como para guardarla en la memoria del juego y reproducirla más tarde.

El set de inicio viene con 60 cartas, que constituyen cuatro mazos temáticos (esencialmente: hip-hop, pop, rock y electrónica).No olvides que necesitas un dispositivo iOS o Android para reproducir la aplicación y, si desea un sonido decente, algunos altavoces con una salida de 3.5 mm, porque la placa está acaparando su conexión Bluetooth. Eso no es barato, particularmente fuera de América del Norte, donde el precio del set inicial se ha incrementado considerablemente.

Es posible que puedas jugar este juego sin música, pero la sensación de ser el dueño de la mezcla, o tener que pausar el juego porque tu Frankensteined, un género cruzado es simplemente demasiado bueno para ignorarlo, agrega una brillante reactividad a solo jugar tarjetas, y cuantas más cartas poseas, mejor será el juego, con jugadores capaces de construir mazos que permitan combinaciones de cartas en cascada, sin mencionar mezclas extravagantes.

Sin embargo, no es solo un juguete elegante. Junto con una opción de estilo libre, DropMix viene con dos modos de juego, Choque y Fiesta. Party es el más simple de los dos, permitiendo que hasta cinco jugadores jueguen el juego más divertido que Go Fish haya concebido. El juego invoca elementos de las tarjetas (color de la tarjeta, tipo de instrumento o 'clasificaciones de poder' inventadas) y el grupo tiene que verificar su mano para cumplir con esa solicitud lo más rápido posible. Estás jugando cooperativamente para obtener un puntaje alto (afortunadamente todo seguido por la aplicación), mientras haces una sola pista en evolución en segundo plano.

DropMix está en su mejor momento con Choque. Un juego competitivo 1v1 o 2v2 donde los jugadores construyen o usan mazos prefabricados en una carrera para ganar 21 puntos.Lo haces colocando nuevos cuerpos, llenando tipos de cartas vacías y tomando el tablero completo, mientras intentas evitar que tu oponente haga lo mismo.

Música para tus oídos

Lo mejor de Dropmix es su aspecto musical. Existen muchísimos juegos allá afuera que usan tarjetas y estrategias, pero ninguno se compara con la experiencia que ofrece este juego. Cada carta que juegas corre un sample musical. Así que empiezas, por ejemplo, con una secuencia de bajo. Y conforme las otras cartas se juegas, se combinan creando mixes musicales. Incluso hay un modo freestyle donde simplemente colocas cartas y creas música. Y la sensación de estar en control del ritmo es muy placentera. Incluso quién sólo está de espectador, se divertirá al ritmo de la música.

Dropmix es un muy buen experimento que combina tecnología, música y juegos de mesa. Harmonix y Hasbro han creado una muy interesante opción para invitar a tus amigos a una noche de juegos.

Algunas notas desafinadas

Existen muy pocas quejas de Dropmix. Aunque en ocasiones s complicado sincronizarlo, cuando se logra es excelente. La selección de ritmos y vocales es muy buena y diversa, pero después de un rato podría tener un poco más de variedad (Claro, para eso son las cartas adicionales). Y aunque el juego es un poco complicado de explicar, una vez listo te divertirás un buen rato.

Pros:

  • Buena selección musical
  • Concepto original
  • El app te guía en el proceso de aprender a jugar
  • Divertido para jugadores y espectadores.
  • Modo freestyle que libera tus habilidades musicales

Contras:

  • Puede que te encuentres con algunos problemas de sincronización.
  • Baterías tradicionales (No recargables y no incluídas)
  • Después de un rato necesitarás las cartas extras

costo

US$ 29.84

https://www.amazon.com/Hasbro-Gaming-C3410-DropMix-System/dp/B06XKXMC5Q